NOTICIAS

01 noviembre 2015

El sueño de la Fórmula 1 también en Palestina.

Palestina no es el lugar en el que nos imaginaríamos que cuatro mujeres saldrían a desafiar estereotipos y a lanzar un equipo de carreras 100% de mujeres, sin embargo las "Speed Sisters" están probando al mundo que pueden competir con hombres en el circuito sin dejar de ser mujeres. 

Representar a Palestina en el circuito de Fórmula 1 es el objetivo en común que estas chicas buscan sin importar sus orígenes.
¿Quiénes son estas mujeres?

*Marah Zakalah de 23 años de edad, su pasión viene de acompañar a su madre a dar clases de manejo; viene del campo de refugiados de Jenin.

*Noor Daoud tiene 25 años de edad, nacida en Estados Unidos pero residente de Jerusalem. Es la primera mujer árabe en competir en los circuitos de Dubai, Japón y Polonia. 

*Mona Quraan con 29 años de edad era la primera piloto mujer en territorios palestinos hasta 2009.

*Betty Saadeh de 34 años de edad nacida en México ahora residente de Ramallah, inspirada por su padre y hermano para entrar a este deporte.


Pero, ¿cómo inició "The Speed Sisters"?

Hace seis años con el apoyo del consulado británico en Jerusalem, se recibió el apoyo de una fuerte cantidad de dinero en cascos, trajes, entrenamiento y el arreglo de un BWM para competir. 


Estas mujeres se han convertido en verdaderos iconos, pero aunque han corrido en venues vendidos completamente en Canadá y Londres, aún necesitan patrocinadores para alcanzar el sueño de la Fórmula 1.


Aunque se presentan como un equipo, cada una participa de manera individual en las diferentes categorías. Saadeh fue patrocinada por Peugeot pero dejó el contrato en búsqueda de participar con algún auto alemán. Quraan ha pasado varios años corriendo con un BWM, Daoud ha manejado un BMW twin turbo y la familia Zakalah destinó todos sus ahorros para comprar un auto de carreras para su hija.

Como la mayoría de las historias de las mujeres en el mundo del automovilismo, el apoyo económico y moral proviene principalmente de sus familias y el camino para que sus competidores las aceptaran ha sido largo.
"Comencé a correr en 2004 a los quince años de edad. Usaba el auto de mi hermana sin permiso para correr en las calles ilegalmente contra los hombres. Tardé más de dos años para que me aceptaran, no me tomaban en serio al principio pero eso no me molestaba. En un inicio solo improvisaba, no tenía idea de cómo optimizar el auto" comentó Quraan a The Media Line.

Pero lo económico no es lo único que limita a estas mujeres para desarrollarse en el deporte motor, las costumbres de su cultura han sido una barrera contra la cual han tenido que luchar. Por otra parte la situación política en territorio palestino no les permite tener espacio suficiente para entrenar. 

Al inicio esta hermandad consistía de ocho mujeres, pero poco a poco la mitad se fue dispersando y dejando la pista por razones personales. Las cuatro que quedan buscan combinar la familia con la pista y contagiar su pasión incluso a sus hijas. 

Las "Speed Sistsers" son una inspiración para todas las mujeres en el mundo motor, ya que si de por sí en sociedades occidentales es complicado abrirse paso en este mundo, en una cultura tan cerrada, la lucha es más grande pero logra inspirar a otras mujeres palestinas. 

Si quieres conocer más sobre estas mujeres, te recomendamos visitar http://speedsisters.tv/festivals en donde encontrarán información sobre ubicaciones y fechas para ver el documental de su historia o sigan sus redes sociales. 

Share this:

 
Copyright © 2017 Chicas Racing. Designed by OddThemes