La calma antes de la tormenta - Chicas Racing

Noticias

05 enero 2019

La calma antes de la tormenta


-Los grandes favoritos al título se presentarán mañana en las verificaciones administrativas y técnicas: KTM y Yamaha en moto, Mini y Toyota en auto, Kamaz en camión. Mientras tanto, sus rivales han aprovechado para tomar posiciones delante de los micrófonos y las cámaras. Los de Honda Joan Barreda y Kevin Benavides junto al neerlandés Gerard de Rooy, que vuelve con su Iveco, tienen intención de complicarles la vida. También es el caso de Robby Gordon que ha vivido su primera peripecia y ha terminado aplazando las verificaciones hasta mañana.

- La cateogría SxS ha visto desfilar a la mayoría de sus favoritos. Entre los destacados el joven americano Casey Currie, candidato a abrirse paso entre los antiguos guerreros de quads y motos que han decidido cambiar de categoría este año.

El baile de los pretendientes al título ha comenzado. A dos días de que comience la 41ª edición, el Dakar le ha cedido la palabra a los outsiders que no se han quedado cortos a la hora de anunciar sus ambiciones. En una competición deportiva siempre hay poco trofeo para tanto aspirante. Es una reflexión que se repite un año más al constatar la determinación de todos los candidatos al título. Gerard de Rooy, con sus compañeros de equipo en pista, es uno de ellos en la categoría camiones después de pasar un año sabático. El piloto neerlandés, el único que logró superar el dominio de los Kamaz en la era sudamericana del rally, vuelve con el mismo objetivo y se presenta sin complejos. “Me encantan la arena y las dunas. Es lo que más me gusta y la victoria es nuestro único objetivo. Quiero ver nuestros camiones verdes en lo más alto del pódium”, comenta entusiasmado. El piloto que se reencuentra con Perú con muchas ganas, teniendo en cuenta que fue en Lima donde consiguió el primero de sus dos títulos en 2012. En el bando ruso, el actual campeón -Edouard Nikolaev - asume el papel de favorito con cortesía en un contexto altamente competitivo: “Sé que será aún más difícil, pero es mucho más emocionante para nosotros tener una carrera ajustada y llena de incertidumbre. ¡No tenemos miedo!”.

Las ambiciones también son variadas entre las motos, particularmente entre las camisas rojas del team Honda, que se quedó a un paso de la victoria en dos de las últimas cuatro ediciones, con Paulo Gonçalves (2º en 2015) y Kevin Benavides (2º en 2018). El primero quizás no sea la principal carta de la escuadra japonesa tras pasar por el quirófano hace apenas un mes para ser operado del brazo, pero ya considera “una victoria poder estar presente en la salida”. En cambio, su homólogo argentino confiesa estar “perfectamente preparado para correr en los puestos de delante”, mientras el tercer piloto de punta del grupo, Joan Barreda, muestra una serenidad que quizá le permitirá lidiar mejor con la mala suerte que le persigue a veces en los momentos en los que parece intocable. En cualquier caso, el nuevo consejero espiritual contratado por el equipo, el ex piloto Helder Rodrigue (3º en 2011 y 2012), no se imagina otro escenario que no sea una victoria de un piloto Honda el próximo 17 de enero en Lima. “Este es nuestro año!”

En autos, la jornada debía estar marcada por la reaparición de Robby Gordon en el paisaje de Dakar. El piloto americano que ya ha sufrido varios percances a lo largo de su carrera, ha tenido que lidiar con uno más que ha perturbado su regreso tras tres años de ausencia. El retraso del barco que transportaba su camión de asistencia desde los Estados Unidos le ha obligado a retrasar los últimos preparativos de vehículo…teniendo que trabajar día y noche con sus mecánicos sin finalmente haber podido llegar a tiempo a su horario de convocatoria. La mecánica de su último Textron no está al alcance de cualquiera. Resultado: se le ha concedido un plazo que le permitirá ajustar su vehículo con el mimo que requiere…lo que lo llevará a reencontrase con sus antiguos rivales de Mini y Toyota mañana en los pasillos de las verificaciones.

Casey Currie, a quien podríamos describir como un “mini-Gordon” llega al Dakar como la joven estrella del off-road americano y viene decidido a “dar lo máximo para estar delante” entre los SxS, una categoría en plena expansión. Frente a él, lucharán pilotos más experimentados como los antiguos campeones de quad Ignacio Casale y Sergei Kariakin o los ex pilotos de moto “Chaleco” López y Gerard Farrès. Este último ya ha anotado una primera línea en su palmarés en su primera temporada en la nueva categoría tras quedar 2º en el Rally de Marruecos…¡no está mal para empezar!.



-Dakar-